sábado, 8 de octubre de 2011

Hoy ha sido uno de los días más felices de mi vida


Llevo 40 horas exactas sin dormir, contadas, y tengo miedo de acostarme y despertarme comprobado que todo ha sido un sueño, el mejor sueño posible. Pero afortunadamente no lo es...

Obviamente los padres no sufrimos tanto como las madres en un embarazo, pero las horas de incertidumbre que rodean al alumbramiento son inenarrables, una mezcla de miedo y esperanza.

Ver a un hijo tuyo por primera vez es el shock emocional más fuerte que puede vivir una persona, lo acabo de comprobar. Acariciarle, hablarle y llorarle por primera vez en el nido es algo inolvidable. Pero a la vez sabes que ella, la que con su amor y esfuerzo lo ha hecho posible, está siendo tratada quirúrgicamente. Los minutos -horas en mi caso- hasta que por fin pude volver a verla y besarla, fueron sencillamente esquizofrénicos. Me rindo ante tu valentía, mujer, no puedo amarte más.

Luego comenzaron a llegar los abuelos, los tíos, los bisabuelos, los tíos-abuelos, los amigos, los futuros padrinos, los conocidos que por casualidad pasaban por allí y conocieron la noticia... Físicamente estos, de cualquier otro modo muchos más (por ejemplo en Facebook). Sus palabras de enhorabuena, sus abrazos, los rostros de alegría. Y entonces Alejandro entró en la habitación en su cunita rodante. Y minutos después tuvo su primera toma. Y poco más tarde el primer cambio de pañal. Todos le adoramos.

Vino al mundo con los ojos abiertos de par en par, en medio de la madrugada, como queriendo observar temprano todo lo que le rodea. Paciente, tranquilo, cariñoso a los estímulos, suave, caliente, frágil... la miniatura humana más preciosa... ¡qué va a decir su padre!

Alejandro Revilla Barbeito, ya estás en el mundo, acabas de llegar y ya lo has mejorado, porque nos has hecho felices a muchas personas. Suerte en la vida hijo mío, mámá y papá nos desvelaremos por ti. Hoy mi felicidad es infinita...

2 comentarios:

Ricardo Chao Prieto dijo...

¡¡Cuánto me alegro por vosotros!! ¡¡Enhorabuena!!

Irma dijo...

¡Enhorabuena! y un saco de besines utópicos para los tres.

Irma.-